miércoles 18 de enero de 2012

TARTA GUINNESS



Si uno viaja a Irlanda se encontrara con inmensos prados verdes plagados de ovejas,  preciosas playas desiertas incluso en verano, con acantilados vertiginosos, por supuesto con su lluvia y no nos podemos olvidar de su cerveza Guinness. Este verano estuvimos unos días viajando por toda  la costa Oeste, desde Cork hasta Galway y pudimos ver lo bonito que es este pais.
Algunos mas que otras probaron la famosa Guinness, totalmente negra! Los irlandeses presumen de que su cerveza es buena para recuperarse de enfermedades, aporta mucha energía al cuerpo humano, ayuda a que las madres lactantes produzcan mejor alimento para sus bebes y que por supuesto el mejor sitio para degustar una cerveza Guinnes es Irlanda, eso si, bien servida, porque si no su sabor cambiará.

Servir una Guinness lleva su tiempo, es todo un arte, aquí os pongo un vídeo que he encontrado en youtube para que lo veais: http://www.youtube.com/watch?v=Ci6iykC4IPE.

Y con tanta Guinness que vi por Irlanda busque recetas para hacer una tarta con la famosa cerveza y la encontré!

Es muy fácil hacerla y su sabor es.......muy muy bueno, os lo aseguro.


Os dejo la receta por si alguien se atreve:

Ingredientes:


250 ml de cerveza Guinness
250 gr de mantequilla
75 gr de cacao en polvo
400 gr de azucar
250 gr de harina
1 cucharadita de azúcar avainillado
2 y 1/2 cucharaditas de bicarbonato
140 ml de nata liquida 35% MG
2 huevos

Preparación:

Poner un cazo al fuego y calentamos la cerveza, que no llegue a hervir,  cuando este bien caliente añadimos la mantequilla y la vamos deshaciendo poco a poco. Retiramos del fuego y reservamos.
En un bol ponemos todos los ingredientes secos, cacao, azúcar, harina, azúcar avainillado, bicarbonato y mezclamos bien con unas barillas.
En otro bol ponemos la nata liquida y los dos huevos. Mezclamos hasta conseguir una crema homogenea. Añadimos la cerveza con la mantequilla que teníamos reservada y mezclamos todo bien.
Ahora es el momento de incorporar esta mezcla al bol de los ingredientes secos. Con ayuda de unas barrillas mezclar.

Con un poco de mantequilla untar un molde desmontable que vayamos a usar y después poner un poco de harina y distribuir bien por todo el molde, así evitara que se pegue.
Meter al horno previamente calentado a 180º durante 50 minutos.




Para el frosting:

300 gr de queso para untar
150 gr de azúcar glass
360 ml de nata liquida 35% MG (para montar)


Ponemos en el bol el queso de untar y el azúcar glass y lo mezclamos hasta conseguir una crema fina.
Montamos la nata con ayuda de unas barillas eléctricas. El truco para que monte bien la nata es que debe estar bien fría.
Añadimos la nata a la crema de queso con azúcar poco a poco y con movimientos envolventes para evitar que se baje la nata.

Una vez nuestro bizcocho de Guinness este totalmente frío, lo decoramos con el frosting por arriba.
El bizcocho es totalmente negro como la cerveza y el frostin parece la espuma. Si la comes recién hecha estará esponjosa y muy buena pero aconsejo dejarla de un día para otro, la textura cambia totalmente!



Esta receta la quiero dedicar a mi hermana y mi futuro cuñado, que los echo mucho de menos. A ver si así me traen muchas cositas cuando vuelvan de London! jajajajajaj


2 comentarios:

  1. Muuchas gracias hermanita! Estas hecha toda una ARTISTA.
    Nosotros también te echamos mucho de menos, no solo la dulzura de tus pasteles sino sobre todo la tuya.
    Muaks!

    ResponderSuprimir
  2. Me pica tanto la curiosidad que la probaré seguro!

    ResponderSuprimir